Todos en algún momento hemos sentido esa sensación de estar cansados de la rutina diaria, percibimos un estancamiento sea en la vida de pareja, en lo profesional, en lo que hacemos en la iglesia o en cualquier área.

Anhelamos desesperadamente un cambio, pero la mayoría de las veces interpretamos mal esta necesidad de cambio que nuestro ser nos esta pidiendo a gritos, y comenzamos a hacer cambios externos, nos cambiamos el peinado, el color del cabello, compramos ropa o zapatos nuevos, comenzamos a hacer ejercicio…

Y todo eso esta bien, pero en realidad no va a representar cambios significativos y trascendentales en nuestra vida, porque pretendemos saciar esa necesidad de cambio de afuera hacia adentro.  Puede que nos haga sentir una diferencia por unos días, pero pronto se extinguirá ese brillo externo.

Si quieres lograr un verdadero cambio comienza un cambio de look desde adentro hacia afuera.

¿Cómo hacerlo? Pues comienza con un autoanálisis, haciendo uso de la autoconciencia, para detectar en qué áreas estas percibiendo estancamiento y busca las posibles causas de ello, pero no las busques fuera de ti, ni en las personas de tu contexto familiar o social, ni en las circunstancias que estás viviendo, sino dentro de ti.

Si haces una lista de estas causas probablemente encontrarás errores que has estado cometiendo, conductas negativas, hábitos que no son congruentes con tu visión y metas, actitudes incorrectas, creencias o pensamientos que en lugar de potenciarte te limitan, entre otras cosas.

¿Qué hacer con todo esto? Tienes dos opciones, la primera, autocompadecerte y culparte, la segunda, reconocer tus errores, aprender de ellos y hacer los cambios internos necesarios para materializar el avance y progreso que anhelas.

Esto es comenzar a trabajar desde tu círculo de influencia (el ser), que es lo que puedes cambiar y dejar de pasearte en tu circulo de preocupación (el tener) en el cual se encuentra lo que quieres tener para obtener un cambio, por ejemplo “si tuviera mi casa propia”, “si mi esposo cambiara su actitud”, “si no hubiera crisis económica en mi país”.

En tu circulo de preocupación está lo externo y lo que no está en tus manos cambiar, pero en tu circulo de influencia está lo interno, lo que sí puedes hacer algo para cambiar, es decir, tu ser.

Solo el cambio de look interno podrá satisfacer tu necesidad de cambio de una manera sustentable y trascendental.

En mi próximo post te estaré dando mas claves para trabajar cambios desde tu circulo de influencia.

.

Advertisements

3 thoughts on “UN CAMBIO DE LOOK INTERNO

  1. Gracias por tan oportuno mensaje. DlB

    Enviado desde Outlook

    ________________________________ De: Orientándote al Extito Enviado: martes, 19 de junio de 2018 12:38 p.m. Para: ljca59@hotmail.com Asunto: [New post] UN CAMBIO DE LOOK INTERNO

    lisbethreyesbracho posted: “Todos en algún momento hemos sentido esa sensación de estar cansados de la rutina diaria, percibimos un estancamiento sea en la vida de pareja, en lo profesional, en lo que hacemos en la iglesia o en cualquier área. Anhelamos desesperadamente un cambio, “

    Liked by 1 person

Leave a Reply

Fill in your details below or click an icon to log in:

WordPress.com Logo

You are commenting using your WordPress.com account. Log Out /  Change )

Google photo

You are commenting using your Google account. Log Out /  Change )

Twitter picture

You are commenting using your Twitter account. Log Out /  Change )

Facebook photo

You are commenting using your Facebook account. Log Out /  Change )

Connecting to %s